Seguir a @tutraumatologo

 

      

Deformidades en garra, martillo y mazo de los dedos menores del pie. Prevención y tratamiento por el  Dr. Juan Carlos Albornoz

 

 

 ¿Qué es un dedo en garra? 

 Es una deformidad de los dedos menores del pie, que consiste en la flexión excesiva de las articulaciones proximales y distales de los dedos.

 ¿Qué son el un dedo en martillo y el dedo en mazo?

 En el dedo en martillo  la articulación proximal se flexiona y la distal se extiende, y en el dedo en mazo la articulación distal del dedo tiene una hiperflexión.

  ¿Qué causa los dedos en garra, martillo y mazo?

Como en todas las enfermedades está metida la herencia . Existe una tendencia a ocurrir entre familiares.  Además el uso de zapatos apretados, y el uso de tacones puede producir esta patología.

 Las enfermedades autoinmunes como la artritis reumatoide pueden también producir deformidades en los dedos menores.  El dedo en mazo, sobre todo si es bilateral, está asociado a problemas neuromusculares.  El juanete o hallux valgus puede provocar dedo en garra o martillo.

 ¿Qué síntomas dan estas deformidades?

  El principal síntoma es el dolor.  El  dolor  se produce por el roce del dorso del dedo con el calzado, que produce una hiperqueratosis o callo como se ve en la foto de abajo. También la punta del dedo puede causar dolor al tocar la suela del zapato.

 ¿Los dedos en garra y martillo progresa con el tiempo?

 Si, inicialmente se trata de una deformidad flexible, pero con el tiempo se hace rígida.  La deformidad flexible es la que se puede corregir al doblarla, la deformidad rígida no se puede corregir.  El tratamiento es distinto, cuando es flexible se pueden emplear plantillas o hacer procedimientos que sólo involucren tendones y cápsula articular, mientras que cuando es rígida es necesario realizar cortes a nivel del hueso, es decir, osteotomías.

 ¿Si me quitan los callos se alivia la enfermedad?

  El alivio es temporal, el callo o hiperqueratosis vuelve a salir porque existe una hiperpresión condicionada por la deformidad del dedo. Hay que tener cuidado con la limpieza de los implementos para limar los callos porque pueden trasmitirse infecciones si no están esterilizados.

  ¿Sirven las plantillas en el tratamiento de los dedos en garra y martillo?

  Sirven para detener su evolución y para aliviar los síntomas.  Las plantillas deben ser indicadas por un traumatólogo y realizadas por un técnico ortopedista. Las plantillas sólo sirven en las deformidades flexibles, en las rígidas no tienen ningún efecto.

      ¿Qué otros dispositivos existen?

Existen múltiples dispositivos, como los que se ven en la foto, que pueden detener el progreso de  la deformidad cuando es flexible

       

¿En qué consiste el tratamiento  quirúrgico?

  El tratamiento depende si la deformidad es flexible o si es rígida. La deformidad flexible es posible corregirla solamente cortando  tendones y la cápsula articular. Puede ser necesario colocar un alambre para estabilizar la corrección.  Se realizan técnicas como  Gylderstone Taylor.

  En los casos de deformidad rígida es necesario hacer algunos cortes a nivel del hueso.

 

¿Se trata de un procedimiento ambulatorio?

  Si, generalmente sólo se anestesian los pies y se coloca una sedación general para que el paciente no esté nervioso y el tiempo quirúrgico le pase más rápido.  Se va a su casa el mismo día con un zapato especial.

 

¿Es verdad que me van a dejar un alambre en el dedo?

      Es posible que el traumatólogo deje un alambre para mantener la reducción del dedo, este alambre se retira posteriormente en el consultorio sin ningún dolor. Algunas veces el alambre se sale cuando el paciente duerme, porque se enreda con la cobija, no se preocupe, sólo avísele al médico, generalmente esto no causa mayor problema.

 

 

¿Se puede realizar Cirugía Mínima Invasiva de los dedos en garra?

    Si, actualmente la cirugía percutánea o mínima invasiva de los dedos en garra es la que más estoy realizando en mi práctica. Tienen  como ventaja que la cirugía es más rápida, se practica sin torniquete y el tiempo de recuperación más breve.   Además no es necesario el uso de alambres para su fijación.

 

 

¿ Cuándo puedo volver a trabajar?

 Depende de su trabajo y de los medios que tiene para trasladarse hasta el mismo. Si su trabajo es de oficina y su medio de transporte es cómodo puede reincorporarse tan rápido como en 15 días o menos.

¿ Tiene riesgos la  operación?

  Son muy pocos, son un poco mayores en los pacientes diabéticos o en los que sufren insuficiencia vascular periférica.  Es importante que deje de fumar antes y después de la operación para tener una mejor cicatrización de los tejidos.

¿ Cómo puedo prevenir esta enfermedad?

 

 

 

www.pieytobillo.com